RNPS

No. 1893

 

ISSN

1562-3297

 

CIGET Pinar del Río Vol.6 No.3 julio-sept. 2004

 

Nivel de relación entre las dimensiones longitudinales y verticales del cráneo cerebral y visceral según el sexo.

AUTORES:

Dra. Iraida Hidalgo Gato Castillo (1)
Dra. Susana González Freije (2)
Dra. Iliana Otero Rodríguez (3)
Dra. Maritza Travieso Pérez (4)
Lic. Cristina Alfonso Falcón (5).

1. Especialista de I Grado en Anatomía Humana. Profesor Asistente.
2. Especialista de I Grado en Anatomía Humana. Profesor Asistente.
3. Especialista de I Grado en Embriología Humana. Profesor Asistente.
4. Especialista de I Grado en Histología. Profesor Asistente.
5. Licenciada en Enfermería. Profesor Instructor en Anatomía Humana.

RESUMEN.

Se realizó unn estudio en 116 cráneos adultos, 69 masculinos y 47 femeninos con el fin de determinar el nivel de relación existente entre las dimensiones longitudinales y verticales del cráneo cerebral y visceral, según el sexo. Se utilizó el test de correlación lineal en el análisis estadístico de los datos obtenidos. Se trabajó con un nivel de significación de ? = 0.05. Los resultados indican valores significativos de correlación entre las dimensiones del paladar y las dimensiones del cráneo cerebral no sucediendo asi en las dimensiones del agujero magno de la órbita y aperturas piriformes regiones donde la matriz funcional juega un papel fundamental en su crecimiento.

Palabras claves: Cráneo cerebral, Sexo

ABSTRACT.

A study was performed in 116 adults skulls, 69 males and 47 females, aimed at finding the level of relation between longitudinal and vertical dimensions of cerebral and organic skull according to the sex. A lineal correlation test was carried out in the statistics analysis of all data obtained. A a = 0.05 level of correlation was used. The results suggest significant values of correlation between the dimensions of the palate and dimensions of the cerebral skull, which was not the case of the foramen magnum the socket and pear-like openings, regions where the functional matrix play a crucial role in their growth.

Key words: Cerebral Skull, Sex

INTRODUCCION.

Dentro del plan de estudio de las carreras de Ciencias Básicas se encuentra un tema importante que forma parte del esqueleto del aparato locomotor, el cráneo óseo en su conjunto el cual es por el asiento del encéfalo y de los órganos de los sentidos, asi como el inicio de las vías digestivas y respiratorias, por lo tanto su estudio adquiere una gran importancia.
La craneometría tiene sus primeros datos en las historias de Heródoto (a.n.e.) donde se refiere en dos oportunidades al cráneo humano (1).
Dentro de las obras de Aristóteles (a.n.e.) encontramos gran cantidad de datos acerca del cráneo y sus suturas, siendo Andrés Vesalius en el siglo XVI quien aportó los primeros datos de craneología antropológica (2).
La osteometría es otro tipo de medición antropológica que consisten en la medición de los huesos o porciones de los mismos. En nuestro país contamos con estudios exhaustivos osteométricos como son los trabajos de Hidalgo (3), (4), Companioni y Suárez (5), (6).
Muchos autores señalan que entre los huesos del esqueleto masculino y femenino existen notables diferencias morfológicas. También el cráneo desde el punto de vista morfológico muestra notables diferencias sexuales.
Los estudios osteométricos también han demostrado que el dimorfismo sexual en el cráneo no solo existe desde el punto de vista morfológico, sino también desde el punto de vista sexual.
Al respecto contamos con los trabajos de Moucdy (10, 11), Kreiborg (12), Olivier (13), Ricklan (14).
Por todo lo señalado anteriormente nos hemos motivado a la realización de este trabajo para poder: establecer una mejor definición de la población cubana mediante el estudio de sus características craneométricas y determinar el nivel de relación existentes entre las dimensiones longitudinales y verticales del cráneo cerebral y vIsceral según el sexo.

METODOS.

El estudio fue realizado en una muestra de 116 cráneos secos adultos, 69 masculinos y 47 femeninos, procedentes de la necrópolis de Cristobal Colón de la Ciudad de la Habana.

Para determinar que los cráneos eran adultos se tuvo en cuenta:

a) La obliteración de las sincondrosis esfenoccipital que ocurre entre los 16 y los 20 años. Mayoral (15).
b) Obliteración de las suturas craneales de 25 a 40 años. Pospisil (16).
c) La erupción del tercer molar y el grado de atrisión dentaria.

La atribución del sexo se realizó posterior a un análisis minucioso en cuanto a las variables morfológicas del cráneo y la pelvis.
Como aspecto general se toma en cuenta la apariencia del cráneo a primera vista donde el esqueleto de la cara con formas típicas varoniles y más robustas fue observado en el sexo masculino.

Para realizar el estudio métrico se utilizó el siguiente instrumental:

- Compás de espesor.
- Pie de rey.

Toda las mediciones fueron realizadas con apreciación de 0.5 mm.

Mediciones realizadas:

- En el cráneo cerebral.

- Longitudinales
Diametro antero – posterior máximo.
Diametro antero – posterior iníaco.
Longitudinal de la base del cráneo.
Longitudinal del agujero magno.

- Verticales
Diametro Basion Bregma.
Altura aurículo – bregmática.

- En el cráneo visceral.

- Longitudinales
Diametro Basion – Prostion.
Diametro Basion – Subnasal.
Longitud del paladar.

- Verticales.
Diametro Nasion – Prostion

Todas las mediciones realizadas fueron llevadas a un modelo adaptado a este fin donde se realizan las anotaciones de cada una de ellas por sexo y para cada cráneo.
En el análisis estadístico se aplicó el test de correlación lineal para determniar el nivel de asociación existente entre las diferentes variables. Se trabajó con un nivel de significación de ? = 0.5.

RESULTADOS.

Los resultados de la correlación entre las mediciones longitudinales del cráneo cerebral y visceral según el sexo donde se aprecia que la longitud del paladar se correlacionan significativamente con las variables longitudinales del cráneo cerebral excepto con la longitud del agujero magno, no sucediendo asi con el diámetro Basion – Subnasal que se correlaciona significativamente con la longitud de la base del cráneo en ambos sexos y en los diametros antero – posterior máximo y antero – portesior iníaco solo en el sexo masculino. La longitud del agujero magno no alcanzó valores de significación estadística con las variables longitudinales del cráneo visceral.
Los resultados de la correlación entre las mediciones verticales del cráneo cerebnral y visceral según el sexo se puede observar que la altura de la órbita derecha e izquierda no posee significación estadística en la correlación con las variables verticales del cráneo cerebral y la altura de la nariz sólo muetsra valores significativos en el diámetro Basion – Bregma en el caso del sexo masculino.

DISCUSION.

El cráneo cerebral y visceral estan destinados a ejercer funciones diferentes, el primero debe dar albergue al cerebro y su crecimiento está supeditado al crecimiento de este último, el segundo tiene como función la masticación dando paso también a la respiración y la localización de los globos oculares por lo que su crecimiento depende del desarrollo de los músculos periorales de la dentición del crecimiento de la lengua y de los ojos.
Algunos autores como Bounak (3) opinan que la musculatura masticatoria posee importancia en la formación del cráneo cerebral y al mismo tiempo efectuan el remodelado en algunas áreas locales de ciertos elementos del hueso. Cohen (18).

Howell (19) realizó un estudio inutilizando al musculo temporal demostrándo que dicho músculo puede condicionar la simetría del cráneo.
Los resultados significativos entre las dimensiones longitudinales del cráneo cerebral y la longitud del paladar coinciden con lo señalado por Hadziselimovic (20) quien estudió 500 cráneos sin modeficaciones patológicas en el paladar, encontrando una relación entre la simetría craneal y la forma del paladar, siendo en el cráneo corto el paladar ancho y corto y el cráneo dolicocéfalo y paladar estrecho y largo, señalando que la conformación del paladar esta relacionada con la forma del cráneo humano.
Las dimensiones del agujero magno se caracterizan por su bajo nivel de correlación con las del cráneo visceral lo cual puede obedecer a que su desarrollo esta supeditado a la función básica que realiza según Llorca (8) este orificio es el mayor de cráneo, tiene forma oval y pone en comunicación la cavidad craneana con el conducto raquídeo.
Las dimensiones verticales de la órbita se caracterizaron por su bajo nivel de correlación con las dimensiones verticales del cráneo cerebral, sucediendo lo mismo con las dimensiones de la apertura piriforme, regiones cuya morfología está supeditada a las funciones básicas que ellos realizan.

CONCLUSIONES.

Arribamos a lo siguiente:

- Las dimensiones longitudinales del cráneo cerebral se correlacionan significativamente con las dimensiones longitudinales del cráneo visceral destacando la longitud del paladar con un mayor número de correlaciones significativas no asi con la longitud del agujero magno.
- Las dimensiones verticales del cráneo cerebral tiene bajo nivel de correlación con las dimensiones de la órbita y la apertura piriforme lo cual puede obedecer a la diferencia de función entre ambas partes.

BIBLIOGRAFIA.

1. Comas J. Manual de Antropología física. Pag 1 – 37. Fondo de Cultura Económica de México, 1997.
2. Castellino J. R Santini: Crecimiento y desarrollo cráneo facial. Pag. 1 – 18. Ed. Revolucionaria. Instituto del Libro, La Habana, 1969.
3. Hidalgo P. Craneología de los chinos en Cuba. Ciencias Biológicas. 4(9): 28, 1970.
4. Hidalgo P. Las mandíbulas chinas de Cuba. Estudio métrico descriptivo. Ciencias Biol. 4(6): 16, 1970.
5. Companioni F.A, G Suárez. Modificaciones mandibulares en ratas jóvenes con pérdida de molares. Rev Cub Est 12: 37 – 42, 1995.
6. Suárez G., F.A. Companioni: Cambios morfológicos de la mandíbula de la rata por extirpación unilateral del músculo temporal. Rev Cub Est. 11: 17 – 21, 1994.
7. Lavelle C.L.B.: The ramus of the mandible between anglosaxon and nineteenth century period. Acta Anat 81: 80 – 88, 2000.
8. Orts Llorca F. Anatomía Humana. T.1. Ved. Pag 575 – 809, ed. Científico Médica, Barcelona España, 1979.
9. Bubic, I: Sexual signs of the human pelvics. Folia Med. 8: 113 – 135, 2003.
10. Frizzi, E: Antropología.pag 126. Ed. Labor, Colección Labor, Barcelona España, 1954.
11. Moucdy A, J Cardoso: Estudio comparativo del índice altura largura palatina entre brasileños leucodermos y xandotermos. Rev. Fac. Odont. S. Paulo 17: 79 – 88, 1979.
12. Kreiborg S. Crouzon Syndrome: A clinical and roentgeno cephalometric study. J. Plast. Reconst. Surg. Suppl. 186, 1981.
13. Olivier G, T. Bemoulin: Azymetric correlations and sexual diffence of the descriptive characterization of the skull. Ass. Anat. Paris 59: 241 – 246, 1975.
14. Ricklan D.E, Tobias P.V. Unuasually low sexual dimorphismo of endocranial capacity in a Zulu craneal series. Am. J. Anthrop. 71: 285 – 293, 1986.
15. Mayoral J, G Mayoral: Ortodoncia, Principios fundamentales y práctica. II ED. PAG 33 – 37. Ed. Labor, Bacerlona, EspañA, 1971.
16. Pospisil M. Manual de prácticas de Antropología Física. Pag 42. Ed. Nacional de Cuba. Editora del Consejo Nacional de Universidades, La Habana, 1965.
17. Campbell B.C.: Human evolution an introduction to means, adaptation. Pag 425. Aldine Publishing, Chicago, 1966.
18. Cohen B, R.H. Kramer: Fundamentos científicos de odontología. Estructura y desarrollo del hueso. Pag 645.ed. revolucionaria. Editorial Científico Técnica, La Habana, 1981.
19. Howell M: Asimetry in the skull of mammals. Proc of the USA National Museum. 67: 1 – 18, 1925.
20. Hadziselimovic H., V. Tomic: The asimetry of the human hard palate. Acta Anat. Brasil, 83: 42 – 49, 1972.
21. Rouviere H, A Delma: Anatomía Humana descriptiva, topográfica y funcional. Tomo I. Pag 500 – 830. 10 ed, Masson España, 1999.

 

 

[Norma Editorial][Artículos][Números anteriores][Página WEB CIGET]

 

Centro de Información y Gestión Tecnológica (CIGET)

Colón No.106 e/Maceo y Virtudes. Pinar del Río. CP 20100

e-mail: cicitma@vega.inf.cu  

Teléfonos: 053(82)2232 - 2294, 4655